columnistas

Se fortalece la presencia de Majo Osorio en Solidaridad

La política y sus demonios
Felipe Hernández (Nuevo Siglo)

En la recta final del proceso de selección de los personajes que disputarán los cargos de elección popular que estarán en juego en 2024, las y los aspirantes intensifican sus acciones de posicionamiento.

Llama la atención el proceso que se vive en Solidaridad, donde los partidos del Frente Amplio por México simplemente se quedaron sin opciones y desde hace meses le apuestan todo a la actual presidente municipal, Lili Campos Miranda, cada día más desgastada y blanco frecuente de señalamientos de irregularidades en su gestión, además de que sus ataduras a los designios del nefasto Carlos Joaquín son ya una carga muy pesada que le resta posibilidades.

Del otro lado de la cancha, en la de Morena y sus aliados, hay más tela de dónde cortar. Ahí ha crecido y se ha posicionado en los últimos meses la figura de la actual diputada y coordinadora del Grupo Parlamentario del PVEM, María José Osorio Rosas, Majo, ampliamente conocida por su liderazgo social construido con trabajo cercano a la gente mucho antes de aceptar su inclusión en el escenario político.

En Solidaridad hay una aparente confrontación pública entre Lili Campos, por el FAM, y Estefanía Mercado por el lado de Morena y sus aliados. Y es, según todos los indicios, sólo aparente, porque las dos están alineadas al grupúsculo político que aún lidera el exgobernador Carlos Joaquín y ambas figuran como fichas para que él siga intentando chantajear y cobrarle a la gobernadora y jefa política Mara Lezama reales o ficticios acuerdos preelectorales.

Y es precisamente ese factor lo que resta presencia a ambas contendientes. Tras los seis años de aumento de la violencia y la inseguridad, del deterioro de las condiciones de vida de la población y el desastre financiero del gobierno de Carlos Joaquín, los electores nada quieren saber de él y sus personeros.

En un escenario con tales características, el electorado quiere figuras distintas, sin pasivos, con liderazgo, con carisma, como la diputada Majo Osorio, que no ha dejado su labor con la ciudadanía y, sin escándalos, con mesura, responsabilidad y sensibilidad ha desempeñado sus funciones en el Congreso del Estado y en su posición de coordinadora del Grupo Parlamentario del PVEM ha sabido dárle cohesión y estabilidad a su bancada.

Faltan apenas unas semanas para que coaliciones y partidos determinen quiénes serán sus candidatas y candidatos. En Solidaridad una de las figuras a tomar en cuenta en la cancha de Morena y sus aliados es Majo Osorio.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba